Sin educación no hay desarrollo sostenible

Educación y desarrollo sostenible

Se dice que invertir en educación es la mejor de las inversiones. Esta afirmación de la sabiduría popular también es aplicable al desarrollo sostenible. De hecho, Naciones Unidas entiende que el desarrollo sostenible comienza por la educación. Es decir, que sin educación no hay desarrollo sostenible posible.

Así es cómo contribuye la enseñanza a la consecución de los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU:

  1. Fin de la pobreza. La escolarización proporciona directamente a las personas competencias que les permiten obtener mayores ingresos y tiene una importancia decisiva para escapar de la pobreza crónica y hereditaria.
  2. Hambre cero. En los países pobres, la educación ayuda a garantizar una dieta variada que comprenda micronutrientes esenciales, mientras que en los países de altos ingresos, ayuda a reducir la obesidad. Por otro lado, contribuye a que los padres adopten prácticas higiénicas y de salud adecuadas.
  3. Salud y bienestar. La educación desempeña un papel muy importante en la contención de las enfermedades transmisibles, como la malaria o el sida. Las personas con estudios también tienden a actuar ante los primeros síntomas, a acudir a los servicios de salud y utilizarlos más a menudo y más eficazmente.
  4. Educación de calidad. Cuando los niños no aprenden debido a la mala calidad de la enseñanza, tienen más probabilidades de repetir grados y, en última instancia, de abandonar la escuela.
  5. Igualdad de género. La educación es un pasaporte para que las mujeres pasen a formar parte de la población activa, gocen de una mayor autonomía, tengan poder para decidir sobre su propia vida de manera más consciente y  puedan hacer frente a las diversas formas de discriminación por razón de sexo.
  6. Agua limpia y saneamiento. Los agricultores con estudios recorren en mayor medida a la recogida de agua de lluvia y a las técnicas complementarias de riego a fin de paliar la escasez de agua, mientras que los hogares con un nivel de educación más alto suelen consumir menos agua.
  7. Energía asequible y no contaminante. Con la educación se logra un mayor grado de sensibilización y preocupación, lo que puede alentar a las personas a reducir los efectos adversos que causan en el medio ambiente con medidas como un uso más eficiente de la energía.
  8. Trabajo decente y crecimiento económico. Un aumento de un año del nivel de instrucción medio alcanzado por la población de un país se traduce en un incremento del PIB per cápita anual del 2% al 2,5%. Este aumento equivale a un incremento de los ingresos per cápita de un 26% a lo largo de un periodo de 45 años, lo que viene a ser, aproximadamente, la duración de la vida laboral de una persona.
  9. Industria, innovación e infraestructura. Cuando la calidad de la educación es escasa, la base de competencias de la economía no puede convertirse en motor del crecimiento.
  10. Reducción de las desigualdades. Ampliar la educación, garantizando, en particular, que la mayoría de las personas haya cursado estudios de enseñanza secundaria, es una condición fundamental para lograr una disminución de la desigualdad dentro de los países.
  11. Ciudades y comunidades sostenibles. La concentración de poblaciones con instrucción en zonas urbanas estimula el desarrollo económico y la innovación.
  12. Producción y consumo responsables. Al mejorar los conocimientos, inculcar valores, promover creencias y modificar actitudes, la educación tiene un poder considerable para cambiar los estilos de vida y las conductas que son perjudiciales para el medio ambiente
  13. Acción por el clima. La educación contribuye a la mejora de la comprensión de los fundamentos científicos del cambio climático y de otras cuestiones ambientales.
  14. y 15. Vida submarina y vida de ecosistemas terrestres. Cuanto más alto es el nivel de educación, mayores niveles de activismo en apoyo de las políticas ambientales y mayor participación política en cuestiones relacionadas con el medio ambiente.
  1. Paz, justicia e instituciones sólidas. La educación de buena calidad permite que las personas tomen decisiones fundamentadas sobre cuestiones que les conciernen y participen más activa y constructivamente en los debates políticos locales y nacionales. También ayuda a que disminuya la corrupción política y es imprescindible para que funcione el sistema de justicia.
  2. Alianzas para lograr los objetivos. Para que una agenda de desarrollo sostenible sea eficaz se necesitan alianzas entre los gobiernos.

Desde la plataforma de crowdlending ECrowd! hemos financiado un par de proyectos relacionados con el sector de la enseñanza. En uno de ellos conseguimos formalizar un crédito de 60.800 euros para que los alumnos del Colegio Saint Philip’s British School de Linares (Jaén) pudiesen disfrutar de un laboratorio y de unas aulas con una mejor calidad ambiental. Por otro lado, los 25.300 euros recaudados para la escuela pública Montserrat Vayreda de Lladó (Girona) sirvieron para que esta fuese más sostenible y eficiente energéticamente. Ayudar a la financiación de proyectos es nuestra forma de contribuir a una educación de calidad que contribuya a un desarrollo más sostenible.

Deja un comentario

Todos los campos son obligatoríos. Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

 

¡Suscríbete a nuestra newsletter!

Recibe artículos interesantes sobre la financiación colectiva de proyectos sostenibles.

Síguenos en Twitter

Síguenos y conoce nuestras noticias a diario.

Buscador

¿Sobre qué te gustaría leer?